Cargar el móvil en la calle será gratuito

Con tantas aplicaciones no es de extrañar que nos quedemos sin batería. 24 horas es la media que dura cualquier teléfono encendido si le damos un uso elevado. Entre servicios de mensajería, llamadas, juegos y redes sociales nos pasamos horas utilizando nuestro teléfono móvil. Bien por ocio bien por trabajo lo cierto es que invertimos demasiado tiempo en estos terminales cada día. Tal es su uso que necesitaríamos cargadores por todas las esquinas. Y dicho y hecho en los próximos años se instalarán en las calles distintas ciudades españolas.

La ciudad de Murcia será la primera ciudad europea en instalar farolas con cargadores incorporados para móviles y tablets. Funcionan a través de la energía solar y cuestan 7.000 euros cada una. Esta iniciativa solamente existe en Nueva York. Aunque su forma es de farola su única función es permitir la carga de baterías de diversos dispositivos. Se sitúan en lugares estratégicos de la ciudad y permitirán cargar hasta seis terminales de forma gratuita en cualquier momento del día o de la noche. Una iniciativa emprendida por empresas como Iberdrola.

La empresa encargada de llevar a cabo esta instalación en la ciudad de Murcia, iUrban, ha comenzado su andadura en esta ciudad debido a que su origen es murciano. Hay otras ciudades que han mostrado interés en instalar este nuevo producto. Es una buena manera de tener a los ciudadanos siempre conectados con sus teléfonos móviles y por tanto con todo el mundo exterior. Barcelona actualmente está modificando parte de su mobiliario y podría estar pensando en instalar próximamente farolas cargadoras.

La empresa encargada también se encarga de construir otros cargadores exteriores con formas orgánicas integrados en el mobiliario urbano. Cámaras digitales, smartphones, y tabletas entre otros dispositivos con salida USB podrán ser cargados de manera gratuita en mitad de la calle. En el caso de las farolas no necesitan cables ni conexión a ningún otro dispositivo. Se instalan en las calles, siempre en zonas donde dé mucho el sol, y la máquina comenzará a cargar los dispositivos. Lo que comenzará a acabar con los abusivos precios de la gasolina.

Se trata de un nuevo avance en la tecnología que permitirá que siempre estemos localizados y conectados con el mundo interactivo. La necesidad de la sociedad por tener el móvil encendido hoy en día se ha convertido en algo indispensable. Estas farolas utilizan materiales duraderos y resistentes para soportar cualquier tipo de inclemencia. Lo que se pretende es ofrecer a la sociedad cargadores autónomos para dispositivos electrónicos. Así, la frase de “me he quedado sin batería” desaparecerá de nuestro vocabulario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *